Hablando de mujeres y TAI

El Taller de Arte Integral (TAI) es una organización que le ha dedicado a la cultura cajemense décadas de esfuerzo y lucha. Sus fundadores son artistas, docentes, ejecutantes y grandes personas, para variar. A través de los años, de hogar en lugar, han sido una presencia constante y congruente en el quehacer artístico de nuestro municipio.

Por supuesto, su paso y permanencia en este colectivo desarticulado que se dice gremio artístico de Ciudad Obregón, se ha visto marcado por las ambivalencias tanto del público como de las autoridades municipales, culturales e institucionales. Así como han sembrado importantes semillas, han cosechado también apatía y desdén. Es la historia de siempre, pero no la han enfrentado como la mayoría conformista, repitiendo el “ni modo” y adecuandose a los tiempos, sino haciendo gala de una terquedad brillante y, en momentos, con un aislamiento que opta por conservar la cordura y mantenerse al margen de lo que puede verse como una molesta locura, manchada por la voluntaria ignorancia de muchos y las malas jugadas de otros.

Son amigos, si, y me siento orgulloso de haber colaborado con ellos en mas de una ocasión, gracias a lo cual he aprendido que cuando se quiere, se puede, aunque mis acciones o necesidades me hayan alejado del grupo de una u otra manera. A Julio y a Rosario les debo mucho, y sé que los cajemenses en general, aunque no lo reconozcan, les deben mucho también.

Este día, me propongo hacer una reseña breve, un ejercicio de crítica por primera vez dirigido a su trabajo teatral, pero antes de eso quería dejar en claro el gran respeto que siento por su trabajo y su buen ejemplo.

Hablando de mujeres es una compilación de textos, momentos y estilos que TAI ha puesto en escena para celebrar un año de trabajo con el taller de teatro juvenil. Algunas de las piezas presentadas ya fueron vistas el año pasado y tuve la oportunidad de verlas en la fiesta que tuvimos el 27 de marzo de 2010 en el teatro de Casa de la Cultura. De entonces a hoy, la madurez de los jóvenes participantes es evidente, aunque hay por supuesto mucho que mejorar.

El talento es hereditario; Susana Hernández no solo se nos presenta como una actriz con presencia y rango, la hija de Julio y Rosario tiene una voz para desatar envidias (las estoy viendo cantantas de musical broadwaygonense). Llenó sin mucho esfuerzo el auditorio usando su micrófono integrado de última generación (su garganta) y valiendose de una amplificación marca HR (sus pulmones), su voz es clara, firme y con textura. Su formación es evidente y, por lo que he podido atestiguar, tiene gustos eclécticos, además de disposición.

Ana Camargo y Perla Cervantes destacan también por su actuación en Selaginela y Otra mejor, piezas donde demuestran que tomar la escena no es comérsela, sino habitarla. La Selaginela de TAI nos presenta una adolescente en todas las de la ley, que en lugar de histérica está honestamente confundida y luchando contra su cuerpo y sus convicciones. Lo de histérica lo traigo a colación por otra puesta del mismo texto que vi recientemente, que no estaba mal, sino que transmitió una necesidad caprichosa en lugar de una incipiente y mal encaminada sensualidad, que fue lo ofrecido por la señorita Camargo. Bien hecho.

Perla no necesita poner cara de telenovela para provocarnos tristeza; en Otra mejor su personaje es un reflejo de lo patético de la condición humana, una mujer sin voluntad propia que vive encerrada con un gato salvaje de novio. Su interpretación es mesurada y congruente y es bien compartida por David Valenzuela.

Otra mejor es una pieza dificil, pero no lo pensaría usted de haber presenciado las reacciones de buena parte del público, que se reía al ser testigo del maltrato verbal y psicológico al que era sujeto el personaje de Perla. No me queda claro pero creo que esto se debe a dos factores: la mala costumbre de pensar que en el teatro las malas palabras son para reirse, y la reacción nerviosa ante algo tan común y terrible como lo es el abuso en la pareja.

No era algo generalizado, pero hubo mas de 5 personas que estuvieron carcajeandose durante toda la pieza, mientras que, por ejemplo, mi hija de cinco años me susurraba al oído que lo que pasaba en escena era una historia muy triste. Y no digo que mi pequeña sea un prodigio, pero los niños son mas sensibles que los adultos y la escena era terrible en sus implicaciones; lo que ella no comprendía a nivel intelectual lo percibía a nivel emocional. Había otros niños y, para reafirmar lo dicho, no se contagiaban con las carcajadas de los adultos, estaban serios e incomodos. Otro punto a considerar, el miedo a enfrentar nuestras emociones es algo que aleja a la gente del teatro no-cómico. Es muy común escuchar “yo no voy a que me hagan pensar, sino a que me hagan reir”. Muy de nuestros tiempos y nuestro entorno.

Interpretaron cinco piezas y un número musical (y todo el jazz), todo conectado en la figura principal de la mujer en diferentes edades y situaciones; desde la adolescente Selaginela pasando por jóvenes mujeres en edad coqueta, parejas en malas relaciones, enamoramientos y liberación total, todo esto unido por frases y pensamientos diversos, narrados en vivo por la misma Rosario Urías. Fue una experiencia diferente, y es lo primero que se agradece.

La sensibilidad particular de la maestra Urías, de un estilo contemporaneo pero sutil y con un tempo que me remitía al teatro europeo, donde la palabra es mas importante que la acción, es la nota mas interesante de este trabajo. Entre las pocas cosas que para un servidor pudieron ser mejoradas estuvieron las transiciones entre piezas, pues aunque las intervenciones en off nos daban una sensación de unidad, en la escena nos enfrentabamos a un caótico vacío en veces y a una ruidosa (visualmente) mecánica de cambios.

El auditorio Ana María Olea de la BPJCR no está optimizado para la representación teatral; el espacio no cuenta con un sistema de iluminación, ni siquiera tiene estructuras de las cuales colgar equipo propio. Es un cajón blanco sin salidas ni escondites. En las representaciones que he visto en este espacio la iluminación ha sido siempre el punto mas oscuro (disculpen el juego de palabras). En este caso, y en la imposibilidad de manipular la luz sin alargar el espectáculo, las sombras jugaron en contra de lo que fue en general una buena tarde de teatro con un grupo de jóvenes entusiastas y una dirección comprometida con la calidad.

Mis mejores deseos para que TAI, sus fundadores y quienes conforman el taller de teatro actual, continúen ofreciendonos experiencias como esta.

Un comentario en “Hablando de mujeres y TAI

  1. Qurido Rafa
    Agradezco de corazón que te tomaras el tiempo de reseñar mi trabajo y el de mis alumnos.
    Me sorprenden tus palabras porque se siente extraño mirarme através de los ojos de alguien mas, especialmente de alguien con tu sensibilidad y tu forma de ver el mundo y entender el teatro.
    Se también que no acostumbras ser benevolente en tus juicios, ni por tratarse de mi ja ja ja y aunque se que aún tenemos un largo camino que recorrer en el proceso formativo y artístico, no puedo dejar de rendirme a la grata sensación de tus palabras hechiceras ja ja ja
    Gracias por compartir, por mirar mas allá y por alentar a los muchachos en su trabajo que aunque incipiente es amoroso, honesto y terco (Made in TAÍ que quieres?) ellos son la esperanza conque a veces vivo, de que estarán mejor las cosas en un tiempo que esperamos no sea lejano.
    Lo presentado es un primer acercamiento y esperamos pulirlo y detallarlo en breve para ofrecer un trabajo acabado y preciso en todo lo que esto implica. Nos dará gusto tenerte de nuevo en el público cuando ese día llegue.
    Me conmueven especialmente las lineas que dedicas a mi hija y espero que al leerlas se de cuenta que aunque piensa que la música no es para ella, ella es para la música.
    Un abrazo.
    Rosario U.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s